Chándal va, Chándal viene…

Una de las sorpresas que nos depara el inicio de curso es que el niño, o la niña, ha crecido, y el chándal del colegio le queda pequeño. Es, a todas vistas, una buena noticia que no tiene que costarte ni un euro porque el Banco de Chándales es para todos.

Visita este enlace donde puedes consultar el stock de chándales y solicitar las prendas que necesites.

¡Ah! y recuerda que tu chandal pequeño es bienvenido en el Banco, solo tienes que dejarlo en una bolsa en la Conserjería del Colegio.